El Gobierno abre oportunidad para ayuda real al campesinado agricultor

0
37
Al sostener que la tierra es una bendición y no un lugar de frustración, el presidente Horacio Cartes, instó al campesinado compatriota agricultor, a producir más porque tendrán un mercado seguro en el Estado. “Seré celoso contralor”, adelantó el Jefe de Estado, refiriéndose al cumplimiento de la disposición presidencial que establece la compra directa de los rubros agrícolas por los organismos del Estado.
“Vamos a tener más ganas de que produzcan más, porque van a tener un destino que realmente se merecían hace mucho tiempo”, afirmó el Presidente de la República, durante la formalización del acta de compromiso por representantes de las gobernaciones, municipalidades, así como de varios ministerios. La ceremonia se cumplió hoy martes, 21 de enero, en el Palacio de López.
 La iniciativa fue establecida por el Decreto Nº. 1056, del 27 de diciembre de 2013, firmado por el presidente Cartes. Por este instrumento, el Ejecutivo puso en vigencia la modalidad complementaria de  contratación denominada Proceso Simplificado para la Adquisición de Productos Agropecuarios de la Agricultura Familiar. Fijó al mismo tiempo, los criterios para la realización de los procesos de contratación y selección aplicadas para estas adquisiciones.
USTEDES ME AYUDARON
“Fueron ustedes quienes me ayudaron a firmar este Decreto. Nuestros chicos quieren su  soyo, nuestros chicos quieren empanada, nuestros chicos quieren su bife, no les saquemos lo que más les gusta”, manifestó el jefe de Estado ante representantes de las organizaciones de producción campesina que llegaron hasta la sede gubernativa.
 “Ustedes saben que acá hay quienes están recibiendo tentadoras ofertas y en eso sí les quiero decir que voy a ser un celoso contralor que realmente este Decreto tenga el destino final como
“Pidió (un productor) que le acompañemos a cooperativizarse. Muchas tareas vamos a tener de aquí para adelante, pero tengo la certeza que es el gran camino y el único para que nosotros realmente podamos motivarles que la tierra es una bendición y no un lugar de frustración”, resaltó.
GRATIFICACIÓN
El Presidente destacó también la gran ventaja que ofrecen las condiciones geográficas y climáticas en nuestro país. “Cuando hablamos de país bendecido en tierra, en clima y en gente, hace falta que después del trabajo la gente se vea gratificada con la venta de sus productos. Nada más frustrante que trabajar a veces estirando bueyes, otros, caballos, curtidos el rostro por el sol, que ya no quiere ni que sus hijos estén en esa actividad porque a la hora de comercializar, a veces, no alcanza ni para pagar los gastos”, expresó.
 QUE LOS PRECIOS LLEGUEN AL AGRICULTOR
 “Como nunca decirles que esos precios lleguen a ellos es una tarea de los gobernadores, de los intendentes y de cada uno de nosotros; notros vamos a hacer todo tipo de esfuerzo, vía telefónica, vía televisión, vía todos los medios, que ellos (productores) estén enterados. Es hora de que ellos estén en conocimiento pleno de cuánto valen sus productos, que cuando mejor calidad tenga el producto, más caro van a vender. Van a entender que cuando trabajan juntos, poder vender en volumen, tendrán una capacidad de comercialización”, significó.
DECRETO DE TODOS
Cartes insistió: “Por eso digo, que este es un Decreto que es de todos y a partir de este Decreto necesito de cada uno de nosotros, pero en la seguridad de que si nos ponemos todos a trabajar juntos habremos de ver la gran cosecha de este Decreto 1056, porque va a acabar con los discursos y con las promesas y de una vez por todas ver a nuestra gente más carenciada, de vuelta motivada, que esta bendita tierra paraguaya es capaz de producir, no solamente todos los productos agrícolas, sino también el tan ansiado bienestar en nuestras familias paraguayas”, resaltó finalmente el Presidente.
 
…………………….
 
Anuncian que los labriegos tendrán mercado seguro para sus productos
El gobernador de Itapúa y titular del Consejo de Gobernadores valoró la capacidad de trabajo del agricultor paraguayo cuando tiene oportunidad, aún en medio de adversidades. Luis Gneiting dijo: “El paraguayo sabe producir, quiere trabajar, pero nuestra traba siempre ha sido la venta; no sabíamos colocar nuestros productos”. Fue al destacar la oportunidad brindada por el Gobierno Nacional para la compra de productos agrícolas por el Estado y sin intermediarios.
 “Muchos programas y proyectos hemos desarrollados y han fracasado porque al final no teníamos a quien venderle nuestros productos. Porque no podíamos venderle a ninguna institución del Estado” expresó Gneiting, durante la ceremonia realizada hoy martes, 21 de enero, en el Palacio de López. Fue en el acto de formalización del compromiso de implementación del Decreto N° 1056/13 que permite a los productores campesinos vender en forma directa sus productos al Estado.
El acto fue presidido por el Jefe de Estado, contándose con la asistencia de ministros del Poder Ejecutivo, gobernadores departamentales, intendentes, autoridades de Contrataciones Públicas, productores e invitados. “Este es el resultado de una lucha de larga data, es una herramienta para la descentralización” apuntó el mandatario itapuense en su discurso.
“El paraguayo es un gran trabajador, el paraguayo sabe producir, el pequeño productor sabe trabajar, quiere trabajar, clama por una oportunidad pero nuestra traba siempre ha sido la venta. No sabíamos colocar nuestros productos”, señaló al tiempo de señalar que el Estado es un comprador importante.
 Valoró la eliminación de los intermediarios y dejó en claro que el productor campesino corre mucho riesgo antes de llegar a la cosecha, como ser la inclemencia del tiempo, sequía, granizada, presencia de plagas que ponen en riesgo su trabajo.
 PROMETEN IMPLEMENTAR
 En nombre de todos los gobernadores se comprometió a ayudar a los pequeños productores a aprovechar esta gran oportunidad que le brinda el Gobierno, a través del referido Decreto presidencial. “Nosotros los gobernadores, vamos a implementar esta herramienta, esta modalidad de contrataciones que nos va a permitir tener un contacto directo con el pequeño productor y justamente solucionar esos problemas que teníamos hace mucho tiempo, un proceso simplificado de adjudicaciones y de contrataciones”.
 Señaló que desde las gobernaciones quieren mejorar la calidad de vida de los habitantes, sobre todo de aquellas personas más desprotegidas, darle una garantía, una seguridad alimentaria, una seguridad nutricional y que con esta herramienta se podrá lograr. 
 
……………………………………
 
Resaltan impacto social que generará la compra directa de los productores
Pablo Seitz Ortiz, director de Contrataciones Públicas, comentó que son varios los organismos del Estado que venían adquiriendo productos agrícolas, pero no precisamente en forma directa de los labriegos sino de cualquier proveedor. Destacó consiguientemente, que será enorme el impacto social a partir de las compras directas de alimentos de los mismos productores agrícolas.
 Recordó que los registros indican que solamente en el rubro de merienda y almuerzo escolar se destinaron últimamente 158 mil millones de guaraníes por parte de las gobernaciones y municipalidades y 79 mil millones de guaraníes por el Ministerio de Educación, incluyendo recursos del FONACIDE. Fue en el Palacio de López, durante una exposición realizada hoy martes, 21 de enero, en el transcurso del acto de formalización de compromiso de dar cumplimiento al Decreto 1056, que  autoriza la compra de productos, sin intermediarios, de los campesinos agricultores. Asistió el presidente de la República, Horacio Cartes.
 “Hay otros tipos de la compras de alimentos, por citar la compras para las tropas de la Policía Nacional, de las Fuerzas Armadas, compras de alimentos para personas de las penitenciarías, para funcionarios públicos en general”, mencionó también.
 “Hoy nos toca presentar el resultado de una tarea conjunta que se inició entre el Consejo de Gobernadores y la Dirección de Contrataciones Públicas para buscar una alternativa válida e implementable en forma rápida, a la situación referida a la compra de productos de la agricultura familiar por parte del Estado paraguayo en general, y especial por parte de las gobernaciones y municipalidades”, señaló.
 Explicó en otro momento que anteriormente, el dinero empleado para las compras no llegaba como corresponde a los sectores más carenciados. Dijo que atendiendo al domicilio de los proveedores, generalmente esos recursos quedaban en Asunción o el departamento Central. “Vemos que no todos los departamentos se beneficiaron con proveedores que suministran alimentos”, acotó.
 Mencionó que incluso, “esos proveedores podrían estar adquiriendo en forma de subcontratos de proveedores de la zona, pero es algo incontrolable, es algo que no sabemos a qué precio se compra, no sabemos en qué condiciones se compra”, agregó.
Consignó que “Entonces surgió la idea de diseñar un nuevo mecanismo de compras que es el plasmado en el Decreto 1056”. Esta disposición fue oficializada por el presidente Horacio Cartes, el 27 de diciembre de 2013, y la misma establece la modalidad complementaria de contratación denominada Proceso Simplificado para la Adquisición de Productos Agropecuarios de la Agricultura Familiar.  Fija además criterios para la realización de los procesos de contratación y selección aplicadas para las adquisiciones por el Estado.
 Se refirió a propósito, a la simplificación de los trámites administrativos, con una mínima exigencia. Consignó incluso, la posibilidad de abreviar aún más los mecanismos de compras por el Estado, si los labriegos se constituyen en cooperativas o alguna asociación de productores.