Cooperativas se yerguen como un sector financiero

0
67
Según el Instituto Nacional de Cooperativismo (Incoop),las cooperativas cerraron 2017 con buena calificación de riesgo,
lo cual se mantiene en buen ritmo en lo que va de este año.
 
 
Las entidades solidarias se encuentran dentro de los parámetros de solvencia asegurada,por el aporte del conjunto
de sus socios, de acuerdo con el Incoop. Ello las convierte en un frente de garantía para el ahorro y la inversión
de capital importancia para el desarrollo de las economías individuales, familiares y de micro, pequeñas y
medianas empresas (mipymes).
De hecho, la mayoría de microemprendedores locales forma parte de una cooperativa. Y se puede presumir
que, cuando requieren de oxigeno financiero, recurren a éstas: ya sea para empezar o en el mejor de los casos, para
expandirse. Así también,en casos adversos, para cubrir deudas.
Según datos suministrados por referentes del sector,como César Cruz Roa, de Panal Seguros –asociada a una
de las cooperativas de ahorro y crédito de mayor perfil como la Cooperativa Universitaria (CU)–, las cooperativas
también se constituyen en una extraordinaria fuente de empleos.
Cruz Roa incluso estimó que el número de trabajadores relacionados con el sector asciende a 300.000 personas.
Un informe elaborado en base a 156 países, para la Alianza Cooperativa Internacional (ACI), con un capítulo
europeo y otro americano, 279 millones de personas o el 9,46% de la población mundial trabaja en el área de influencia
de este sector.
En Paraguay, las cooperativas aportan al menos 9% del producto interno bruto (PIB), por encima del sector
de las entidades financieras, seguros y casas de cambio -solo por detrás de los bancos, aunque con un brecha
muy grande.Pero, actualmente, concentran a una población de socios de 1,3 millones.