Este sábado se define el futuro del Instituto Nacional de Cooperativismo

0
35

El 14 de diciembre, los representantes de las cooperativas del país depositarán sus votos de confianza en la Asamblea Sectorial y Nacional, que se realiza cada cuatro años para elegir a los directivos del ente.

La terna está conformada por Félix Jiménez, Pedro Loblein y Blas Cristaldo, los tres candidatos para la presidencia del Instituto Nacional de Cooperativismo (Incoop).

El presidente de la República será quien designe al cooperativista para ocupar el cargo de confianza. Jorge Cruz Roa y Norma Gómez de Salvioni son los candidatos por las confederaciones.

El ganador de esta puja electoral representará a las confederaciones en el ente regulador. El dirigente con más cantidad de votos depositados por los electores será quien llegue al cargo.

Asimismo, un sector importantísimo como Ahorro y Crédito tiene dos propuestas electivas. Ellos son los cooperativistas Nilton Maidana y Gladys Fretes de Caje. Los representantes de las cooperativas de este segmento serán los que definan quién será la voz del sector durante el siguiente periodo.

Los sectores de Demás Tipos y Producción tienen un solo candidato, por lo que forman parte del Consejo Directivo de forma automática. Mientras, por Confederaciones existen dos canidaturas, al igual que por el sector de Ahorro y Créditos.

Los detalles del evento

Según datos facilitados por el Tribunal Electoral Ad Hoc, un total de 403 instituciones están habilitadas para las elecciones. De este total de cooperativas empadronadas, el 85,6% presentó delegados para la Asamblea Nacional.

Para la asamblea sectorial, el 88%, 226 de 258 también tienen delegados. Esto demuestra la alta participación y el interés necesario que tienen las elecciones para el Incoop en todas las cooperativas del país.

Gran desafío para el nuevo periodo

En enero de 2020 el Instituto Nacional de Cooperativismo (Incoop) inicia un nuevo periodo. Luego de las elecciones de este 14 de diciembre, los cooperativistas quieren trabajar proyectos a beneficio del sector.

Si bien es cierto que existen muchos avances en el ente regulador, en los últimos tiempos, el Consejo Directivo que asuma tiene grandes desafíos.

Todos los candidatos coinciden en que se necesita un mayor trabajo con los técnicos, en tecnología, para el fortalecimiento del Instituto Nacional de Cooperativismo (Incoop). El Fondo de Garantía para los cerca de 1.800.000 ahorristas que operan con las cooperativas del país es otro proyecto que figura en la agenda de los presidenciables.

Existe también un interés por potenciar a las instituciones de Demás Tipos. Este sector necesita una normativa exclusiva y particular, que comprenda el modelo de trabajo y de desarrollo para la ciudadanía.

Los cooperativistas coinciden en que este segmento puede contribuir a la evolución de la economía, basándose en el modelo solidario, a través de la generación de empleos y la promoción de la integración entre las entidades solidarias.

Un mayor apoyo del estado paraguayo es imprescindible para el mayor crecimiento de este sector tan noble, que llega a las áreas vulnerables. Este año se presentaron una serie de situaciones que dificultaron el proceso del plan estratégico de las cooperativas.

Sin embargo, desde el organismo contralor y regulador, afirmaron que en setiembre se visualizó un crecimiento de los excedentes en comparación al 2018. Es así que se muestra la fuerza del sector