Tratamiento del dengue en niños y las medidas a tener en cuenta

0
53

Si bien muchos de los síntomas y la forma de prevenir la enfermedad ya se conocen, estos muchas veces no son los mismos que en los adultos; por lo tanto, se deben tomar ciertas precauciones.

Según explica el Dr. José Escobar, pediatra del Sanatorio Amsa, no existe un tratamiento específico para el dengue, pero los casos leves se pueden tratar con la administración de una gran cantidad de líquidos para prevenir la deshidratación y con mucho reposo.

Los analgésicos que contengan Paracetamol pueden aliviar el dolor de cabeza y otros dolores asociados a la enfermedad.

Se deben evitar los analgésicos que contengan dipirona, ácido acetilsalicílico (como la aspirina) o ibuprofeno, ya que pueden favorecer las hemorragias.

Los pacientes que presenten signos de alarma deben ser internados y tratados en el Hospital.

En los niños, principalmente en la etapa neonatal y en los lactantes la mortalidad es más elevada y algunos síntomas pueden considerarse infrecuentes en el dengue, tales como diarrea o convulsiones.

Los problemas de hidratación suelen ser frecuentes en los niños en etapa de lactancia, debido a que, proporcionalmente, su cuerpo tiene mayor volumen de líquidos que el niño de más edad y el adulto.

Los problemas del hígado también suelen ser frecuentes entre los menores de 1 año; en los niños recién nacidos y lactantes se puede expresar inicialmente como hipotermia, irritabilidad, extremidades frías y taquicardia en forma temprana.

El Dr. dijo que en cuanto a los tratamientos caseros, la Sociedad Paraguaya de Infectología, después de una revisión sistemática, concluyó que la hoja de mamón puede considerarse como un candidato apto para el aumento en el recuento de plaquetas, pero se necesitan ensayos clínicos de alta calidad antes de empezar a recomendar el uso del mismo.