Buscan garantizar el abastecimiento

0
161

Se iniciaron los trabajos de construcción de una obra que permitirá la distribución de agua potable a dependencias de la Cooperativa Fernheim.

El 7 de mayo pasado se realizó la palada inicial del acueducto de la cooperativa, en Filadelfia, Chaco. El objetivo de esta obra es acercar agua potable, desde la reserva Campo Aroma hasta las dependencias de la entidad y las comunidades Uhje Lhavos, Guidaiche, Cacique Mayeto y Yvope Renda. 

Su construcción fue aprobada por la asamblea general de la cooperativa, y el costo rondaría los 500.000 dólares estadounidenses. Tendrá una longitud de 23.500 metros y se tiene previsto culminar el trabajo en noventa días. La empresa Consorcio Molecar-Titan se encargó de la fabricación de los caños que serán utilizados.

Con este proyecto se busca abastecer de agua potable a la comunidad, principalmente en épocas de sequía. Por otra parte, permitirá ahorrar los gastos que representan el traslado mediante camiones cisternas. 

Antecedentes 

Durante 65 años se emplearon pozos con agua potable que fueron encontrados por socios fundadores de Fernheim en la zona.

La creciente población, y por ende el de la demanda de agua, obligó a la Cooperativa Fernheim a buscar alternativas para la provisión suficiente del líquido vital a los barrios aledaños a Filadelfia. 

Por esta razón, la directiva de la institución decidió comprar el complejo Campo Aroma, donde especialistas habían logrado  identificar la reserva de agua. En el lugar, también fueron instaladas desalinizadoras. 

El departamento de Redes y Servicios es el que se encarga de proveer agua potable a todas las dependencias de la Cooperativa Fernheim y la Asociación Fernheim, como también a los barrios aledaños a Filadelfia. El consumo anual es de 230 millones de litros, es decir alrededor de 230.000 metros cúbicos. 

Alrededor de 126.000 metros cúbicos es la demanda de la cooperativa y la asociación. El resto es para abastecer a las comunidades cercanas mencionadas.

Si bien la cooperativa posee varias reservas de agua en Filadelfia y alrededores, los reservorios terminan o se vuelven muy salados en años de sequías. Como alternativa, se utiliza la fuente de Campo Aroma, propiedad de la entidad. 

Reserva Natural 

Esta reserva es un área de captación natural de agua, que tiene un sistema de almacenamiento subterráneo sin evaporación. El paleocauce tiene una profundidad de 10 metros, en una superficie de 40 hectáreas. Se estima que cuenta con 600.000 metros cúbicos de capacidad. 

La entidad desarrolló un monitoreo de la reserva durante nueve años, para conocer la cantidad de agua de lluvia que se almacena en el paleocauce. Y tras un estudio de factibilidad y la obtención de la licencia ambiental, se decidió iniciar la construcción del acueducto. De esta forma se pretende ahorrar gastos y viajes de los camiones.

Eterno anhelo 

Desde el principio se buscó apoyo gubernamental para la provisión de agua potable, dado que representa una necesidad básica para los habitantes. Sin embargo, los intentos con plantas desalinizadoras no lograron el resultado esperado. En este sentido, desde la entidad señalan que la construcción de un acueducto del Río Paraguay es otro proyecto muy anhelado por los pobladores del Chaco central.