Innovación para ganar nuevos espacios

0
11

Otra ventaja de este sector es que generan espacios para el fomento del emprendedurismo. Las capacitaciones o formación en educación financiera cumplen un rol muy importante. En charlas educativas se acercan herramientas para fortalecer los pilares.

La reconversión en la forma de llegar a los clientes, en este caso al socio, se instaló con mucha efectividad a través de los canales digitales. Esto permite que mucha gente, especialmente jóvenes, apuesten al modelo solidario para reanudar sus actividades a partir de los préstamos y diversas facilidades financieras que las cooperativas ofrecen en la actualidad.

La pandemia impulsó el despertar creativo de las cooperativas, que tuvieron que adaptarse a los nuevos tiempos para brindar soluciones eficces a los problemas actuales.

Si bien la pandemia sorprendió a todo el movimiento cooperativo, muchas entidades respondieron con rapidez para satisfacer las necesidades de sus asociados a través de la incorporación de tecnologías.

Actualmente, el socio cooperativista dispone de herramientas que le permite realizar operaciones desde su teléfono móvil. Sin dudas, es uno de los puntos que se pueden rescatar de estos tiempos difíciles.

La era de las sucursales digitales

Si bien la situación vuelve lentamente a la normalidad, el camino a la digitalización es un proceso que no se detendrá tras el fin de la pandemia.

En el sector cooperativo, este proceso tuvo una aceleración considerable. Varias entidades ya incorporar nuevas herramientas y muchas otras se encuentran a pasos de implementar herramientas digitales para su membresía.

Actualmente, los socios pueden realizar operaciones interbancarias, solicitar créditos y tarjetas de créditos, y acceder a sus cajas desde plataformas especialmente diseñadas para estos objetivos.