Práctica de nuevos hábitos será la clave para el 2021

0
67
Con una buena organización del dinero se puede prever todo tipo de situaciones.

El cooperativismo tiene un papel esencial para el desarrollo. Gracias a su presencia se ha podido mejorar la calidad de vida de muchas comunidades y familias con acciones simples como el ahorro.

Las cooperativas constantemente recuerdan a sus socios que la cultura del ahorro es fundamental para tener una saludable vida financiera. El movimiento cooperativo busca que las personas tengan creatividad y responsabilidad en el manejo de sus finanzas, para ello, una de las estrategias más utilizadas es la educación financiera.

A través de la Cultura del Ahorro se asegura calidad de vida en aspectos de bienestar, educación, recreación, vivienda y es clave en momentos de crisis como pérdida de empleo, iliquidez o calamidad.

Vincularse a una cooperativa, de entrada implica una disciplina de aporte mensual, que es similar a una inversión, pero en el caso cooperativo no hay rendimientos monetarios directos sobre dicho aporte sino beneficios en términos de productos y servicios. Todos estos productos ofrecen a los asociados mejores tasas de rentabilidad que los ofrecidos por el sector financiero tradicional.

Con las experiencias del año pasado y con el 2021 por delante es un buen momento para plantear las finanzas, revisar y tener en cuenta los cambios que pueden surgir con la continuidad de la pandemia, es importante hacer una lista de los gastos fijos, variables y por sobre todo dejar de lado los gastos innecesarios.

Algunas recomendaciones para iniciar el año con el pie derecho son aprender a vivir con menos de lo que se percibe, clasificar gastos, ahorrar en el consumo de cosas básicas como luz y electricidad, en caso de adquirir nuevas deudas tratar en lo posible que sea en el menor tiempo posible, por último, adquirir hábitos de compra responsable.

Durante el 2020, muchos socios comprendieron la importancia de tener un salvavidas en caso de emergencias. La falta de empleo golpeó a muchos hogares paraguayos y pese al duro escenario lograron salir adelante con los ingresos extras que guardaron.

Todas las cooperativas poseen la opción de habilitar cuentas de ahorro, cada una de ellas tiene sus diferencias y particularidades que se ajustan a las metas y objetivos de cada persona.